Bolívar se fue a Bilbao… persiguiendo a María Teresa


Aunque no pude llegar a Bilbao por cuestiones de tiempo y logística, aprovechando que ya había investigado al respecto, voy a hacer una pequeña trampa y valerme de un cómplice para contarles esta ruta.


Cuando empezaron los amores de Simón Bolívar con 17 años y María Teresa Rodríguez del Toro con 19 años, en Madrid a principios de 1801, ante la insistencia del joven enamorado por contraer matrimonio lo más pronto posible, el padre decide que es mejor que esperen y la envió a Bilbao con la excusa de visitar a una prima enferma. Y hasta allí la fue siguiendo Bolívar el 20 de marzo de ese año, permaneciendo en esa ciudad hasta abril de 1802 cuando regresan a Madrid ya para contraer matrimonio en mayo de ese año y regresar a Venezuela, donde ella fallecería sólo cinco meses después.


Durante su estancia en Bilbao, los historiadores señalan que Bolívar vivió en una noble casa de la Calle Matadero (hoy Calle Banco de España). En ocasión del Bicentenario del Libertador en 1983, las autoridades de Venezuela colocaron una placa conmemorativa en ese lugar.



No se tiene mucha documentación sobre la estancia de Bolívar en esta ciudad, se sabe que hizo un viaje a París y se acercaría a visitar el pueblo y solar de donde partió su antepasado Bolívar para instalarse en Venezuela, la Puebla de Bolívar, donde se encuentra un monumento al Libertador y una Casa Museo Simón Bolívar. Esta visita la dejaremos para otra oportunidad.


En Bilbao, también encontramos un busto del Libertador en la Plaza Venezuela, con lo que la ciudad honra así a su ilustre visitante.


Mi cómplice: Las fotos pertenecen a mi sobrino Emmanuel Rodríguez Vigil, fotógrafo de profesión, que se encuentra estudiando en Bilbao y que también tuvo la curiosidad de conocer esta ruta. Le agrademos todos su complicidad y sus bellas fotos.

Escríbeme
 
viajarycelebrar@gmail.com
 
Me encantará conocer
tus opiniones y comentarios. 
 
Categorías
Sigueme
  • Facebook icono social
  • Instagram

© 2017 by Viajarycelebrar.  Proudly created with Wix.com