¡Viva México! Mis imprescindibles de la Riviera Maya


Las ruinas arqueológicas


Chichen Itzá. Por supuesto, nadie puede dejar de visitar una de las 7 maravillas del mundo moderno. Es un lugar impresionante. El conjunto incluye la Pirámide de Kukulcán o El Castillo con sus 25 mts de altura y la escalera donde puede verse la Serpiente (Kukulcán), el Gran Juego de Pelota, el Grupo de las Mil Columnas, la Plataforma de los Cráneos, el Cenote Sagrado y otras estructuras. Puedes contratar un guía en la entrada. Lo malo: demasiados vendedores de artesanías indígenas, se pierde el carácter solemne que pudieras sentir con un poco más de silencio y menos de cultura popular.


Tulum. Otra maravilla arqueológica, rodeada por el azul del mar caribe y el verde de la selva, lo que la hace una de las más fotogénicas de toda la Riviera Maya. Tiene un Castillo, un Palacio, una Casa del Cenote, un Templo del Dios Viento, uno del Dios Descendente, y muchos otros edificios. Llegas a un complejo turístico donde compras las entradas y está muy bien preparado, unos 10 minutos caminando antes de la entrada a las ruinas, pero puedes ir en el bus turístico (tienen hasta Starbucks).

Tulum. Otra maravilla arqueológica, rodeada por el azul del mar caribe y el verde de la selva, lo que la hace una de las más fotogénicas de toda la Riviera Maya. Tiene un Castillo, un Palacio, una Casa del Cenote, un Templo del Dios Viento, uno del Dios Descendente, y muchos otros edificios. Llegas a un complejo turístico donde compras las entradas y está muy bien preparado, unos 10 minutos caminando antes de la entrada a las ruinas, pero puedes ir en el bus turístico (tienen hasta Starbucks).

Cobá. Aunque son las ruinas mayas menos conocidas, son muy interesantes en medio de la selva y que se pueden recorrer alquilando una bicicleta. La pirámide Nohuch Mul es la más alta de la zona, con 42mts de altura, y a diferencia de la de Chichen Itzá se puede subir.


Museo Maya de Cancún. Una buena forma de conocer la cultura maya es este museo, uno de los tres más importantes de México. Se exhiben los restos de las excavaciones y enterramientos acuáticos de todo el estado de Quintana Roo como los ritos funerarios, elementos arquitectónicos, objetos rituales y domésticos además de la conquista, la época colonial y la Guerra de Castas que tuvo lugar durante el siglo XIX. La visita al Museo incluye el acceso a través del jardín a la Zona Arqueológica de San Miguelito en medio de una selva. Compuesto por al menos cuatro conjuntos conformados por casas familiares y palacios, con funciones públicas. La estructura más importante de San Miguelito es un basamento en forma de pirámide sobre el cual se preservan los restos de un templo.

Las paradisíacas islas. En la Riviera Maya puedes visitar varias islas de esas que te imaginas cuando piensas en el paraíso: Isla Mujeres, Cozumel, Holbox, Isla Contoy, son algunas de ellas. Nosotros sólo fuimos a las dos primeras, a las que puedes llegar en ferry desde varios lugares, y el paseo es muy corto unos 20 minutos. Playas de aguas turquesa, lugares para comer en la orilla de la playa, beach clubs donde te alquilan las sillas y sombrillas y además puedes comer, pueblos típicos mexicanos, te harán disfrutar un buen día. Para recorrerlas más fácil te alquilan carritos de golf.

Las playas azul turquesa (por supuesto). Hay muchas playas, y lo que tienes que hacer es planificar tu visita a los lugares de interés para luego pasar la tarde disfrutando de la arena, las palmeras y el mar, o simplemente un día entero de relax en el paraíso. En Tulum Playa Paraíso y Playa Pescadores nos gustaron mucho. Pasamos por Akumal, Punta Maroma, Playacar en la zona de Playa del Carmen. Ya en Cancún, en la zona hotelera, estuvimos en Playa Langosta, Playa Marlín y la popular Playa Delfines.

EL espectáculo imprescindible: Xcaret y su “México Espectacular”. El mayor parque temático de todo México es Xcaret, reconocido en 2016 como “el mejor parque temático del mundo” con unas 50 atracciones que incluyen desde navegar en ríos subterráneos, selva, playas con atracciones como toboganes, nadar con delfines y observar la cultura maya mexicana en varias locaciones por todo el parque. Pero lo más maravilloso del parque fue el espectáculo que presentan todas las noches, que con más de 300 artistas en escena hacen un repaso musical y de luces a la historia de México. Me encantó y volvería a la Riviera Maya sólo por ir de nuevo a verlo.

Su legado colonial. Herencia de su pasado colonial, en la Península de Yucatán se mantienen muy bien conservadas Mérida, Itzamal y Valladolid. Nosotros visitamos ésta última que se encuentra muy cerca de Chichen Itzá. En el centro del pueblo te encuentras la Iglesia de San Servacio, típica colonial, construida sobre la primera iglesia de la ciudad. Las piedras utilizadas en ambas provenían de una pirámide maya que los españoles encontraron en el lugar. El Palacio Municipal se puede visitar y puedes entretenerte recorriendo sus calles y admirando sus casas coloniales para llegar al Convento San Bernardino de Siena. Todos los días a las 9 de la noche hay una proyección de luces sobre el edificio, contando la historia del convento y de la ciudad, aunque cuando nosotros fuimos estaba cancelada por causa de la pandemia de covid.